Cómo una tos intensa mejora relaciones familiares —un beneficio de EFT dos en uno.

Hola a todos,

A veces podemos sorprendernos dónde nos lleva EFT. En este caso de Amit Singh de la India, un simple asunto físico abrió una gran puerta a asuntos relacionales de fondo dentro de una familia entera.
Por Amit Singh

Querido Gary,

He conocido y practicado EFT en mí por casi 5 años. Y en el último año he profundizado mi estudio y habilidades con EFT estudiando los DVDs. Comencé a incorporar EFT en mi práctica de Coaching y ahora trabajo con él tiempo completo. Aquí hay una de mis primeras experiencias con esta bendita y mágica tecnología.

Estaba visitando a un amigo en su casa en otra ciudad. “Jay”, de treinta años, y yo estábamos conversando en la sala cuando su padre se nos unió. Descubrí que él (su padre) tenía una tos seca que parecía bastante intensa. Cada ataque lo hacía tambalear, y se tomaba la cabeza con dolor. Cuando salimos de la habitación por un minuto, le pregunté a Jay si podía ayudar. Jay sabía que practico EFT pero dijo que su padre quizás no estaría abierto porque “¡ama tomar medicamentos!”.

Cuando regresó, comencé una conversación con él contándole lo que hago en mi profesión. Y luego le pregunté si podía ayudarlo con su tos. “Por favor”, me dijo. Mencionó que la tos era intensa, seca y profunda y lo sacudía tanto cada vez que tenía un ataque que se mareaba y sentía que se iba a desmayar. Le dolía al hablar y estaba tosiendo fuerte e intensamente. Había estado así por una semana y los remedios que tomaba no estaban ayudando. Dijo que en ese momento haría cualquier cosa para obtener algo de alivio. Le pregunté cómo se sentía y dijo que fatigado y molesto con la tos. Comenzamos a hacer tapping.

Aunque tenga esta tos intensa…
Aunque duela mucho incluso hablar…
Aunque me duela la cabeza tanto cuando toso que tengo miedo de desmayarme…

Después de dos rondas, ya no tosía sin parar. Antes lo hacía cada vez que hablaba.

Le pregunté si había un disparador emocional de la tos. Al instante dijo “Claro que sí. Estoy tan preocupado por el casamiento de Jay. No ha encontrado a la chica correcta, y no le gusta nadie que nosotros sugerimos. Queremos a alguien que viva con nosotros amigable y amorosamente, y encaje en nuestros valores familiares y culturales. No he podido dormir por un mes. He tenido que tomar pastillas para dormir todas las noches.”

Luego le pregunté acerca de cómo se sentía con respecto a esto. Me dijo “Estoy molesto. Estoy preocupado, estoy enojado con Jay. Parece no tomar responsabilidad en el tema.” Ayudó que éramos muy buenos amigos y Jay no tomaría ofensivo este despliegue frente a mí. Yo estaba conociendo a su familia por primera vez. Le pedí a Jay que se sentara junto a su padre y le hiciera tapping para que el tappingfuera apropiado y su padre estuviera cómodo.

Inmediatamente después comencé a decir la frase preparatoria y mientras sostenía su mano, comenzó el tapping. Jay, sentado al lado en un banquito, hacía tapping en sí mismo y en su padre por turnos.

Aunque me siento preocupado por el casamiento de Jay…
Aunque estoy tan molesto con él. Estoy tan enojado con él…
Aunque siento que él no muestra madurez y responsabilidad suficientes…

Comencé a usar sus palabras para formar frases preparatorias, de a ratos yéndome por las ramas, y encontraba al padre de Jay a menudo asintiendo vigorosamente con su cabeza. Hubo momentos en los que se puso muy emocional con todo el tema. Y sin permanecer durante demasiado tiempo en el punto karate, seguía la ronda con los otros puntos.

Tengo tantas ganas de que él se case.
Quiero verlo bien establecido.
Quiero jugar con mis nietos.

Estoy tan preocupado que se esté haciendo tarde para que él encuentre una chica. Me da miedo de que nosotros no encontremos una chica porque Jay no esté de acuerdo con nuestra elección. Me atemoriza que Jay se case con una chica con la que no nos llevemos bien.

Estoy molesto con él porque no trata de entenderme. Estoy tan enojado con él porque no trata de captar lo mío.

Continuamos por aproximadamente 25-30 minutos. El padre de Jay no tosía para nada. Más importante aún, había compartido y dicho muchas cosas a su hijo que estaban congestionadas dentro de él. Y en el proceso, sus sentimientos negativos habían drenado. Sus expresiones en ese momento se habían suavizado y estaba sonriendo.

Lo que era una sesión de sanación de una enfermedad se transformó también en una inesperada sesión de Coaching Relacional. Las emociones tóxicas que ambos mantenían contra el otro fueron drenadas. No sugerí nada a ninguno desde la perspectiva de coaching y ninguno hizo juicios de valor sobre el otro. Estaban vinculándose con asuntos muy humanos, necesidades y emociones sin trasformar al otro en el diablo.

Para el final de la sesión se palpaba bondad. El padre prosiguió entablando una conversación conmigo, lo cual fue de lo más inusual para Jay ya que no había ocurrido nunca en el pasado.

Más tarde, cuando estábamos solos, Jay me abrazó. Él estuvo volando con deleite porque dijo que en los últimos tiempos había empezado a sentirse distanciado de su padre y no podía encontrar la manera de abrir esa puerta que sentía se había cerrado totalmente. Ese día experimentó una apertura y una bocanada de aire en esa relación.

Una semana después cuando hablé con él, compartió conmigo cómo su padre ahora no lo empujaba más con urgencia hacia la historia del casamiento. La tos no había regresado.

Seguimiento: ¡Jay me llamó unas semanas después para anunciarme su compromiso! Dijo que las cosas se abrieron después de esa sesión. Y que algo de la limpieza interior había llevado a encontrar la alianza perfecta para su casamiento. El escenario en casa era muy diferente ahora. Mientras que antes su padre parecía autocrático y distante, comunicándose con Jay a través de su madre, ahora hablaban entre ellos con facilidad.

Y dos meses atrás, Jay se casó.

La semana pasada Jay me mencionó cómo hay más risas, bromas y alegría en la casa donde antes había un ambiente distante y tenso.

Saludos cálidos,
Amit Singh
Bombay, India

Traducido por Mariela Carvia

InEnglish.gif