Si los teléfonos no funcionan, prueba con EFT

Cuando Christina Degano quedó demorada sin la posibilidad de telefonear a sus padres que la esperaban, parece que EFT hizo un puente en la brecha de comunicación de manera admirable, trayendo calma a todos los involucrados. Como siempre decimos en EFT: ¡Pruébalo en todo! Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.


Por Christina Degano

Siguiendo el consejo “Pruébalo en todo…” este es un uso abstracto y no localizado, pero todo señala que EFT funcionó aquí también.

Fui demorada en un vuelo que me llevaría a encontrarme con mis padres en su ciudad de origen, donde los vería brevemente. El objetivo particular era intercambiar unos objetos y continuar rápidamente mi viaje tomando otro vuelo.

Mis padres siempre han sido lejos de calmos; Dios los bendiga, porque realmente los adoro, pero “ir con el fluir” es un fenómeno desconocido para ellos, aún en estos momentos más maduros de sus vidas.

Mi vuelo fue demorado significativamente desde la puerta, antes de partir en el Punto A, pero por más frustrante que fuera, no podía localizarlos. El camino hasta el aeropuerto era bastante largo y era tarde, por lo tanto estaba especialmente nerviosa. Totalmente en manos del destino, tratando de lograr este encuentro importante, hice una de las pocas cosas que podía: EFT. Tengan presente que sólo había estudiado el manual, así que mi técnica era básica, pero sólida.

Brevemente, realicé la Receta Básica, usando todos los puntos de tapping y el gamut… con la siguiente frase preparatoria:

“A pesar de que estoy ansiosa por estar demorada y no encontrarme con Mamá y Papá (mis padres), sé que ellos estarán ahí esperando calmada y cómodamente.”
Frases recordatorias:
“Nerviosa y ansiosa;
Preocupada por no encontrarme con ellos;
Preocupada porque se vayan;
Sé que esperarán sin preocuparse;
Intercambio eficiente de objetos;
Encuentro muy placentero;
Todo saldrá perfecto.”

Al llegar, salí corriendo del avión y todo el camino a nuestro punto habitual de encuentro… y estaban ahí. Su auto era prácticamente el último debido a que era tan tarde. “Curiosamente” el personal de seguridad no los había corrido; mi madre no estaba buscándome frenéticamente por todos los niveles de partidas; mi padre no estaba frustrado… Por el contrario, estaban los dos sentados en el auto, tranquilos y contentos de verme. Dijeron que simplemente ellos sabían que llegaría.

Un incidente menor, podría decirse, pero para mí, ¡la energía se sintió completa y sensacionalmente nueva y mejorada! Probaré ahora con las dinámicas generales de la familia. Los aliento a ustedes a probarlo también… las vacaciones están aquí después de todo.

¡La más feliz de las vacaciones para todos!

Christina Degano

Traducido por Mariela Carvia - Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

InEnglish.gif