Persiguiendo el Dolor de mi Hermano

Después de una cena familiar, el hermano de Kathleen Hilborn pide su ayuda para trabajar un dolor en la nalga. Después de cada ronda de EFT el dolor se cambia de lugar. Kathleen diligentemente 'persigue el dolor.' Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo..

Por Kathleen Hilborn

En las festividades navideñas tuvimos una reunión familiar de aproximadamente 20 personas. Después de la cena, a la mitad de la visita, mi hermano andaba divagando por ahí y me pidió “trabajar en él.” Había estado sintiendo una molestia continua en su nalga derecha. ¡Rápidamente se recostó cabeza hacia abajo en el sofá! Así es que en medio de todos los demás entrando y saliendo del cuarto, estiré su pierna derecha por alrededor de 10 minutos. Después le pedí que se sentara y me dijera cómo se sentía. Tal vez un poco mejor. Le sugerí que hiciéramos tapping para el problema. Estaba reacio y los que observaban parecían estar a punto de reírse, pero aun así seguimos adelante.

Hicimos 3 rondas cortas de tapping para “su dolor en la parte derecha del trasero” (un montón de risas). Después de eso dijo “En realidad no es mi cadera, es mi rodilla.”

Entonces procedimos a hacer tapping otras 3 rondas cortas para su rodilla, resultando en “Bueno, en realidad no es mi rodilla, es mi pié. Se siente como apretujado, entumecido y como si hormigueara.”

¡Ahá, nos estamos acercando! Así es que hicimos tapping con la ronda completa del 9 gama, con movimiento de ojos y la secuencia completa de 9 pasos, todo esto acompañado por los comentarios y risas de nuestros familiares.

Después de 3 ó 4 rondas cortas, comencé a bostezar, lo que me indicó que habíamos terminado la sesión. ¿Cómo se sintió? No hubo diferencia. Así es que continuamos con varios barridos oculares de piso a techo. ¡Entonces ÉL comenzó a bostezar, yo seguía bostezando y todos se reían, incluyéndonos a nosotros! Dijo que no se sentía mucho mejor, pero le sugerí que tal vez lo hiciera después de una buena noche de descanso o tal vez incluso después de varios días. He observado que la sanación no siempre es instantánea, aunque frecuentemente sí lo es cuando se usa EFT.

A principios de enero me llamó por teléfono y mencionó que su dolor había desaparecido después de que trabajé con él. Había tenido una leve repetición de la sensación de apretujamiento, pero sólo en los dedos pequeños más que en el pié entero. Continué haciendo tapping en ello conforme fue siendo necesario. Él padece de otros asuntos de salud que pueden estar contribuyendo a esta molestia, así es que espero que, trabajando con él en todo lo demás, eventualmente eliminará esta molestia.

Kathleen Hilborn
Canadá

Traducido por Laty Naime - Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

InEnglish.gif