Doctor en Medicina aplica EFT para aliviar exitosamente el dolor de uretra


En este interesante caso, el Dr. Eric Robins, usa su propia versión de la filosofía EFT, es decir, “La presencia de enfermedad presupone la existencia de temas emocionales sin resolver, ya sea que el paciente esté consciente de ellos o no.” Él llama esto la Regla de Robin, y como podrán ver, lo usa muy efectivamente.
Por Eric Robins, MD

Hola Gary,

Tuve una enfermera de ginecología de 28 años quien vino a verme para una consulta de urología. Sus problemas comenzaron poco tiempo después de tener su propio bebé. Sus síntomas incluían mucha presión y dolor en el área uretral que ocurría después de orinar. Ella también reportaba mucho dolor en su área uretral y rectal cuando se mantenía de pie durante cualquier lapso de tiempo, y a veces el dolor llegaba a 8-9 en una escala del 0 al 10. El dolor llegaba a ser tan severo que ella temía regresar a trabajar cuando su permiso de maternidad se terminara.

Le di una consulta en la oficina, donde le revisé la vejiga con un endoscopio y todo parecía normal. Sin embargo, ella no respondía al tratamiento con medicamento estándar. A veces los síntomas tales como los que ella describía representan espasmos en la musculatura del piso pélvico, llamado “síndrome de espasmo de levator”. Por cierto, este reporte debe ser también una metáfora para los hombres en la audiencia, ya que un piso pélvico contraído también puede contribuir a la muy común prostatitis crónica en los hombres.

Quisiera divagar ligeramente por un momento para discutir una idea que es clave cuando usas EFT para problemas médicos.

Si una persona ha sufrido una herida traumática, el cuerpo a veces se cura muy lentamente hasta que los aspectos emocionales del trauma se arreglan. En el caso de la enfermera, se hizo aparente mientras hablábamos sobre su propio parto, experiencia que fue física y emocionalmente dolorosa. Supe que hasta que usáramos EFT para desconectar las emociones no resueltas, su situación física no podría mejorarse. En esencia sus músculos del piso pélvico estaban sufriendo espasmos al esforzarse en ‘protegerla’ de heridas, aún cuando el evento del parto había pasado muchos meses antes. Me estoy haciendo cada día más consciente de cómo hacemos sufrir a los pacientes en el área médica.

La paciente estuvo de acuerdo en venir a una consulta de una hora de EFT. Inicialmente, ella no estaba completamente consciente de cuán traumático fue su parto. Yo estaba muy consciente internamente de que no existía forma de que ella no tuviese dolor crónico y espasmo a menos de que existieran temas emocionales sin resolver de por medio. A esto le llamo la Regla de Robins, la cual dice “la presencia de enfermedad presupone la existencia de temas emocionales sin resolver, ya sea que el paciente esté consciente de ellos o no”.

Comenzamos a discutir su reciente experiencia de labor y parto. Lo primero que sucedió y que la entristeció fue que la enfermera que le fue asignada era una colega que fue terrible y no cuidadosa. Mi paciente dijo “cuando vi que ELLA fue asignada a mi caso, me cerré y me dije “esto va a ser una experiencia horrible”. Eso resultó en la primera frase preparatoria, e hicimos tapping hasta llegar a una intensidad cero.

Había otros aspectos en eso también. Mi paciente estaba molesta preguntándose, “¿Por qué no me habrían dado una mejor enfermera, especialmente dado que trabajo aquí?” Hicimos tapping en esto.

Siguiente, su presión arterial estaba bastante alta, y la enfermera no hizo nada para bajarla. “Esta presión arterial va a ser un problema durante el parto” tap, tap, tap.

Siguiente, el bebé aparentemente estaba volteado de lado en el útero, y el ginecólogo tuvo que venir a hacer un doloroso examen pélvico, durante el cual trató de mover la posición del bebé a una más cercana a la de cabeza abajo. Mientras ella recuerda el episodio, ella sintió mucho dolor en el piso pélvico y estaba llorosa y molesta. Hicimos tapping para bajar la intensidad a cero.

El siguiente aspecto que surgió fue que a pesar de que le colocaron un catéter epidural, no estaba funcionando, y ella “despertó con fuerte dolor, y mi enfermera se salía a cada rato del cuarto y me abandonaba.” Como ella recuerda el incidente, ella podía sentir el dolor en las áreas rectal y vaginal. Hicimos tapping hasta que el dolor y las emociones habían desaparecido completamente.

El siguiente par de aspectos tenían que ver con dolor cuando ella recordó la primera vez que usó el baño (“estaba aterrada”), y la primera vez que ella caminó después del parto (“fue muy incómodo”). Para ambas memorias, cuando le pedí la primera vez que pensara en eso, ella podía sentir dolor rectal y de uretra y presión, similar en calibre a los síntomas con los que ella se presentó la primera vez conmigo. Hicimos tapping hasta que desaparecieron.

Una vez que terminamos, hice que me volviera a contar la historia otra vez desde el principio, y ocasionalmente paramos a hacer tapping en algo que mantenía contenido residual emocional.

No supe nada de ella después de esa reunión hasta hoy, cuando me llamó. Ella llamó para agradecer, y dijo que unos 3 días después de nuestro trabajo junto, los síntomas desaparecieron completamente, y no han regresado después de 4 meses.

Sinceramente,
Eric B. Robins, MD
co-autor de "Tus Manos Pueden Curarte"
autor contribuidor de “El Corazón de Curar”
Miembro del comité consultor de EFT

Traducido por María Elena Blanco - Ir al Sitio WEB de Maria Elena

InEnglish.gif