Rápida recuperación de un “hombro congelado” que supuestamente tardaría 3 años

El doctor de Carol Solomon le dijo que tardaría de 1,5 a 3 años en recuperarse de su hombro congelado. Ella usó EFT y se recuperó de la mayor parte del problema en corto tiempo. El hecho de que aún quede algo del problema no significa que EFT no funcionó… o que fue incompleto. En cambio, apunta hacia más asuntos que deben ser atendidos. Ella dice: “Después de una gran búsqueda en mi alma, me percaté de varias áreas de mi vida en las cuales sentía mucho peso sobre mis hombros. Conforme he trabajado con estos asuntos por mi cuenta, el dolor en mis hombros ha mejorado más y más. Yo no diría que está al 100% aún, pero no estaba dispuesta a esperar de 1 a 3 años para que se mejorara por sí solo – ¡no con EFT en la punta de mis dedos!”
Por Carol Solomon, Ph.D. MCC

Gary:

Recientemente me diagnosticaron “hombro congelado”, una condición que puede sobrevenir súbitamente o en el transcurso del tiempo, especialmente en mujeres. El hombro me dolía por las noches y lo sentía apretado, con dolor y con una capacidad de movimiento limitada cuando me ejercitaba. Mi doctor me recetó terapia física, y me dijo que mejoraría pero que tardaría de 1,5 a 3 años para su recuperación total.

Pensé que probablemente tendría mejores resultados con EFT, así que le pedí a mi amigo, un practicante de EFT experimentado, que hiciera una sesión de EFT conmigo. No había una causa obvia, así que la primera pregunta que él hizo fue: “Si hubiera una causa emocional, ¿cuál sería?”

La única cosa que se me ocurría era que me sentía “atorada” en algunas partes de mi negocio y no sabía en qué dirección llevarlo. Hicimos tapping para el sentimiento de tirantez tanto en mi hombro como en mi negocio.

Aún cuando tengo este dolor en mi hombro…
Aún cuando siento esta tirantez cuando levanto el brazo…
Aún cuando se siente apretado cuando levanto el brazo…
Aún cuando me siento atorada en mi negocio
Aún cuando no estoy segura de cómo avanzar
Aún cuando me siento atorada y congelada

Ceja: Este dolor en mi hombro
Lado del ojo: Esta tirantez en mi hombro
Bajo el ojo: Me duele mi hombro
Bajo la nariz: Esta sensación incómoda
Bajo los labios: Esta sensación de rigidez en mi hombro
Clavícula: Me duele al moverlo
Bajo el brazo: No puedo moverlo como yo quiero sin sentir dolor
Coronilla: Mi hombro se siente apretado e incómodo

Ceja: Esta sensación apretada
Lado del ojo: Me siento atorada
Bajo el ojo: Parte de mí se siente atorada en mi negocio
Bajo la nariz: No estoy segura de cómo moverlo
Bajo los labios: Elijo moverme con libertad
Clavícula: Merezco moverme libremente y sin dolor
Bajo el brazo: Amo moverme libremente y sin dolor
Coronilla: Merezco moverme con facilidad y estar libre de dolor

Entonces hicimos más rondas enfocándonos específicamente en el rango de movilidad.

Aún cuando me duele levantar el brazo…
Aún cuando me duele cuando levanto y hago hacia atrás mi brazo…
Aún cuando me duele levantar el brazo completamente…

Ceja: Me duele levantar el brazo
Lado del ojo: Esta sensación apretada cuando levanto el brazo
Bajo el ojo: Elijo moverme libremente y con facilidad
Bajo la nariz: Merezco moverme libremente y con facilidad
Bajo los labios: Merezco moverme libremente y sin dolor
Clavícula: Me muevo libremente y sin dolor
Bajo el brazo: Me doy permiso para moverme libremente y sin dolor
Coronilla: Me encanta moverme fácilmente en toda dirección y sin dolor

Con cada ronda, mi brazo se sentía mejor y mejor. El rango de movilidad en el cual podía moverme sin dolor aumentó. Sin embargo, al día siguiente, se volvió a sentir apretado. Hice algunas rondas similares por mi cuenta ese día. Al cabo de la siguiente semana o la segunda, mejoró hasta casi 100%.

Creo que hay varias lecciones en esto:

1. Elegí que mi amigo condujera la sesión, en lugar de hacer todo por mi cuenta. Él tenía más experiencia con asuntos de dolor, y yo sabía que él podía ayudarme a obtener una nueva perspectiva.

2. Aún si las cosas no se resuelven rápidamente, eso no significa que no se haya progresado. Continúen trabajando en ello en el transcurso del tiempo y dense tiempo para eliminar todos los aspectos. Yo me decepcioné cuando mi hombro se sintió apretado al día siguiente, pero perseveré.

3. Pensar metafóricamente resulta valioso. En el transcurso de las siguientes semanas, yo continué preguntándome:

• ¿Qué es lo que estoy cargando sobre los hombros? (Es común sostener tensión en nuestro cuello y hombros).
• ¿Qué me está pesando sobre los hombros?
• ¿En qué área de mi vida me siento “atorada” o “congelada”?
• ¿Qué se sentía inmóvil en mi vida?
• ¿Qué se sentía apretado o incómodo?
• ¿Dónde necesitaba mayor flexibilidad o más comodidad?
• ¿Qué era doloroso en mi vida?
• ¿Dónde me sentía atorada?

Después de una gran búsqueda en mi alma, me percaté de que había varias áreas de mi vida en las cuales sentía un gran peso sobre mis hombros. Conforme he trabajado con estos asuntos por mi cuenta, el dolor en mis hombros ha mejorado más y más. Yo no diría que está exactamente en 100% aún, pero yo no estaba dispuesta a esperar de 1 a 3 años a que mejorara por su cuenta -¡no con EFT en la punta de mis dedos!

Bendiciones
Carol Solomon, Ph.D. MCC

Traducido por Ana Paula Aguirre Hall - Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

InEnglish.gif