¿Cómo podría un médico (o cualquier otra persona) explicar esta recuperación espectacular de una herida?


Esta recuperación impresionante de una herida por Deborah Miller nos señala el camino a una nueva forma de ver las cosas en el cuidado de la salud. Sin implicar medicamentos, ni efectos secundarios, ni cirugías. Tan sólo una recuperación espectacular. Los centros de rehabilitación física así como los atletas profesionales deberían brindar su atención en particular a este espléndido efecto de EFT.
Por Deborah Miller, Ph.D.

Gary,

Estoy feliz de decirte que EFT funciona maravillosamente cuando uno se lesiona a sí mismo. Trabajemos más con heridas de todo tipo (en los niños, adultos, gente mayor, deportes y demás). Aunque ha funcionado fabulosamente conmigo, prefiero dar un testimonio, ¡ji, ji!

Namaste

Deborah Miller, Ph.D.

~~~~~~~~~~~~~~~~~

En mi caminata matutina al lado del riachuelo por las montañas con mi perro labrador Chocolate, caí. Bueno, en realidad una gran parra se enganchó en mis botas de montaña. He aquí lo que sucedió.

Caminaba sintiéndome muy bien y pensando entusiasmada en un proyecto en el que trabajo. Lo siguiente que sé es que sentí que mi bota se enganchaba en una rama de vid seca en el suelo que tenía unos 5 cm de diámetro. En el instante en que mi bota se enredó en la parra pensé que podría tirar de mi bota y liberarme, para después continuar con mi caminata.

Estaba en ese proceso cuando la rama se partió y me arrojó hacia adelante. Caí de rodillas y manos, y mi rodilla izquierda se golpeó en una roca. Me senté y comencé a llorar por el golpe. Como trabajo mucho con técnicas energéticas, automáticamente cubrí mis rodillas con mis manos y les di Reiki durante unos 2 minutos.

Después me levanté los pants para evaluar el daño: así es, ambas rodillas rojas y raspadas. De hecho, podía ver que se formaban los moretones en una mancha morada oscura en un área de unos 15 cm de diámetro en cada rodilla. Me dolía la parte carnosa de mi palma izquierda, abajo del dedo gordo, y me dolían un poco la espalda y el cuello por el tirón de la caída. He aquí algunas frases de EFT que usé:

Me caí.
La maldita parra me dio una zancadilla.
Duele, verdaderamente duele (no es muy poético, pero va al grano).
Me lastimé las rodillas y las manos. Hasta el cuello está rígido.
Mis rodillas están moradas por el hematoma y el golpe.
Mi cuerpo sabe cómo sanarse. El moretón puede desaparecer.
El color de los hematomas va desapareciendo a medida que mi cuerpo sana.
Sano de una forma rápida y fácil.

Me senté anonadada, mientras literalmente podía ver como el color púrpura iba desapareciendo de mis rodillas. Comencé a pensar en mis sentimientos emocionales acerca de caer. Me hice un tapping:

Aunque esa parra quiso detenerme, estoy avanzado tan rápido en mi vida que ni siquiera eso pudo pararme.
He roto mis antiguas barreras.
Todo se está moviendo muy rápido.
Nada puede detenerme, ni siquiera en el mundo material.
Me estoy moviendo tan rápido hacia adelante que la densa parra se rompió y me arrojó hacia el frente.
He sido lanzado hacia adelante en la vida.
Eso no pudo detenerme.

(Pensando en el simbolismo de lo que me pasó me hace sentir mejor).

Después hice tapping para el dolor físico hasta que desapareció. Miré mis rodillas y no había absolutamente ninguna señal del moretón. Casi no podía sentir que me había lastimado la rodilla derecha. La izquierda, que se golpeó contra una roca, estaba un poco hinchada y roja, pero tampoco tenía ninguna señal de hematomas.

Hice tapping: La energía obstruida está liberada gracias a la caída. La energía corre normalmente otra vez. Ahora, se pueden sentir pequeñas corrientes de energía fluyendo en diferentes direcciones de mi rodilla. Fue bastante impactante notar esto.

En ese momento, me sentí motivada a levantarme y comenzar mi caminata otra vez (cerca de 35 minutos). Me incorporé y empecé a caminar como si nada hubiera pasado, sin ningún efecto por la caída. De hecho, me sentí un poco más ligera y alegre.

Seguí haciéndome tapping mientras caminaba. Pensé en la hinchazón y en el enrojecimiento de mi rodilla izquierda, reflexionando qué significaba. Concluí: el rojo es enojo. Mientras hacía un tapping para el coraje, vino a mi mente el recuerdo de mis padres discutiendo. Pude sentir sus palabras llenas de coraje.

En ese momento, sentí un dolor punzante como agujas filosas en los tejidos de mis dos rodillas y en la palma derecha. Hice tapping hasta que desapareció. Me di cuenta que debí de haber estado guardando una discusión entre mis padres en alguna parte de mi memoria.

Llegué a casa y comencé a trabajar. No tuve oportunidad de revisar mis rodillas hasta pasada la tarde. La rodilla derecha estaba completamente bien, como si nada le hubiera pasado. La izquierda estaba un poco hinchada y sensible en el lugar del golpe, aunque ya no estaba roja.

Me pregunté qué representaba que estuviera hinchada. El pensamiento vino a mí: la necesidad de ser reconocida, de sentirme importante, fuerte, que las personas se fijen en mí, superior, etc. Hice tapping para esas emociones y también para que la hinchazón se redujera. Sí se redujo. Pude contemplar mi rodilla visiblemente menos hinchada.

Después de esto, la científica que llevo dentro se involucró. Hice tapping para cualquier hinchazón física remanente, para la bola que sentía en los tejidos y para cualquier dolor que permaneciera todavía. Hice tapping con la imagen de mis células, tejidos, vasos sanguíneos, músculos, tendones, ligamentos, etc. Y de cómo habían podido afectarse al golpearse contra la roca. Vi a mi sistema inmunológico luchando, y a mis células, tejidos, etc., que sabían exactamente cómo sanar y lo estaban haciendo. Más o menos en un minuto la hinchazón casi había desaparecido.

En resumen, mi rodilla derecha nunca tuvo moretones ni sentí dolor después del tapping. Mi rodilla izquierda tiene un pequeño hematoma, del tamaño de una pequeña moneda, pero sé que el diámetro sería de 3 pulgadas si no hubiera hecho tapping. He podido flexionar las rodillas, arrodillarme, subir y bajar escaleras como si nada hubiera pasado. De hecho, apenas me acuerdo que me caí. Yo recomiendo ampliamente el EFT después de cualquier clase de caída, golpe o lesión.

Firma:
La mujer que camina bien (en lugar de cojear).

Traducido por Norma Aracely Ávila Miranda

InEnglish.gif