Comida atorada en la garganta baja fácil después de EFT

Durante el almuerzo un amigo de Dawn Norton comenzó a ahogarse con algo de carne que se le atravesó en la garganta. Ella no podía ni tragar ni toser para sacarlo y sólo se ahogaba. Dawn usó tapping directo y en sustitución y la carne fue rápidamente tragada. Noten cómo usó frases intuitivas. También, consulten a su médico en todos los casos médicos.
Por Dawn Norton EFT-ADV

Realmente has hecho claro en tu página de emergencias, cuáles cosas pueden ser hechas en emergencias reales además de EFT. Recientemente tuve la oportunidad de usar EFT en lo que parecía inicialmente una situación que ponía en riesgo la vida, pero terminó siendo “sólo” una crisis.

Fui con un grupo de damas a una actividad religiosa a otra ciudad. Después de la primera parte del día, fuimos a almorzar juntas a una cafetería. A los pocos minutos, en una mesa cercana, una amiga mía comenzó a ahogarse con algo de carne. Interesantemente, ella podía hablar y respirar, por lo que era obvio que la carne no estaba en su tráquea, pero sí en su garganta. Otra amiga, una paramédica entrenada, dijo que no podía tocarla bajo esas condiciones y que la maniobra de Heimlich no ayudaría.

Ella trató de tomar agua y volvió a subir. Ella tenía dificultades y yo la seguí mientras salía de la cafetería al pasillo fuera de la observación pública, pero la gente pasaba por ahí continuamente para entrar a la cafetería, por lo que nos fuimos a una oficina privada con un hombre de seguridad y paramédicos fuera por si los requería.

Sus síntomas le molestaban y era duro verla sufrir, aún cuando yo estaba calmada. Algo de tos, mucha sensación de ahogo, y ganas de escupir sin éxito. En este punto, había estado tratando de convencerla de relajarse. Traté de hacerla imaginar que su pecho se soltaba y que la comida se deslizaba hacia abajo. Respirando por la nariz y sacando el aire por la boca. Una oración especial se hizo para ella.

Durante más de media hora ni siquiera se me ocurrió usar EFT, pero cuando lo hice sentí demasiada vergüenza de ofrecerlo. Pero decidí hacer tapping en mi mente en sustitución:

Aún cuando esta comida está atorada…
Aún cuando no quiere bajar…
Aún cuando tengo miedo…

Ella suspiró profundamente. Ella había comentado que esto le había sucedido en más de una ocasión (2 o 3) y cada vez ella había tenido que ir al hospital para que removieran la comida. Ella comenzó a hacer comentarios tales como que tal vez tendría que ir al hospital. Respiré profundamente y le pregunté si querría que yo usara mi técnica de relajación con ella. El hombre de seguridad le animó a hacerlo. Hicimos tres rondas y mientras yo hacía tapping, ella decía: “no está pegada, no está pegada, puede bajar.”

Aún cuando esta comida está pegada en mi garganta…
Aún cuando estoy aferrándome a eso…
Aún cuando no quiere bajar.

Pensamientos aleatorios intuitivos en cada punto usando el atajo (sin dedos)… este sentimiento de atoro, no quiere bajar, esta opresión, dejarlo ir, relajarse.

Después de la tercera ronda ella quitó su mano y se inclinó sobre el bote de basura. ¡Éxito! Pero quedó un pequeño pedazo atorado y ella se veía cansada pero relajada. Ella no quería que siguiera. Probamos con agua y volvió a subir. Los otros se salieron del cuarto y nuestra reunión siguió con sus planes. Yo comencé a hacer tapping en mí en sustitución y ella sabía por lo que yo hacía tapping. Lo hice en puntos al azar que parecían correctos. No hablé, pero usé:


Aún cuando no quiero dejar ir las cosas en mi vida…
Aún cuando las cosas son difíciles de tragar…
Aún cuando estoy atorada…
¿Pueden adivinar? Salió la otra parte. Ella me miró con sorpresa y gratitud y dijo mientras yo hacía tapping en mi clavícula, que ella podía sentirlo en sí misma y que estaba muy relajada. Ella mencionó que había estado preocupada por finanzas para comprar un auto nuevo (¿podría ser que tenía dificultades en tragarse ese problema?) Ella se sintió muy cansada de pronto y se fue a recostar mientras yo regresé con nuestro grupo y les actualicé en noticias.

Un poco después hicimos el viaje de regreso a casa de 4 horas. Ella se sentía bien y de regreso a la normalidad y se tomó una malteada. Ella compartió conmigo que antes del almuerzo sintió un dolor de cabeza que desapareció después de hacerse tapping y que típicamente sentiría dolor en las costillas después de tantas nauseas, etc. Pero no sentía este dolor y estaba agradecida de que yo hubiese estado con ella. Yo también. La intervención médica se evitó y una técnica simple que toma pocos minutos resolvió el serio evento. ¡Pruébenlo en todo! Tengo que recordarlo más seguido yo también.

Dawn Norton EFT-ADV

Traducido por María Elena Blanco - Ir al Sitio WEB de Maria Elena

InEnglish.gif