Una lesión de rodilla por deporte... tiene la raíz en inseguridades como mujer

Antonio Alfonso Fuentes, fisioterapéuta abierto a otras fuentes y técnicas, nos comparte una experiencia donde aúna EFT y Test muscular con resultados sorprendentes.
Escribe a Antonio: Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.


 Acudió a mi despacho una mujer de 45 años. Llega a consulta tras haberse lesionado jugando a pádel unos meses atrás: cuando jugaba, su rodilla derecha se inflamaba y le dolía en la zona externa. Al finalizar el juego su dolor continuaba por lo que hubo de interrumpir hacer deporte.
Desde mi punto de vista fisioterapéutico, aquello apuntaba a problema de menisco externo, y las pruebas diagnósticas de las que dispongo así me lo confirmaron. Para asegurarme, mientras la trataba, le recomendé que se hiciera resonancia magnética para ver el alcance de la lesión y plantear cirugía o tratamiento conservador. Mientras la traté unas 3 sesiones con método Poyet, osteopatía craneosacra, mejoró sólo un poco, llegando a hacer vida normal pero sin poder aún reanudar la práctica deportiva y teniendo todavía molestias y dolores que hacían ver que no estaba curada.

dolor rodilla

Al llegar el resultado de la resonancia, me sorprendió que los médicos decían haber visto el menisco intacto, con lo que recurrí al test muscular kinesiológico. Fue tremendamente certero el resultado que me dio, pues apuntaba a: cuestión emocional recurrente desde hacía unos 4-5 años aprox. relacionado con su imagen física.

Al preguntarle si estos datos le resultaban familiares contestó que podría referirse a un problema que ella había tenido en relación a su marido, en el cual ella tenía la sensación emocional de una infidelidad aunque su mente le decía que no era así, por lo que concluyó que era una cuestión sólo suya pero... no podía desprenderse de ese pensamiento. Al cuestionarle si creía que el problema podría ser algo relacionado con su autoestima como mujer, su inseguridad y sus capacidades, asintióó y desde ahí comenzamos a trabajar con EFT. En 3 sesiones con EFT, trabajando la inseguridad, su reacción frente una mujer en concreto y la imagen mental que tenía de sus atributos y cualidades, volvió a jugar a pádel sin molestias, sin ser necesario volver a intervenir en la rodilla y, como anécdota, en las 2 últimas sesiones acudió maquillada y peinada de peluquería, nunca antes había acudido arreglada así a la cita.

Antonio Alfonso Fuentes es fidioterapeuta por la Universidad de Sevilla (España) formado también en EFT, pilates y test muscular. Su sitio web: http://www.bienstarfisioterapia.com/