Forma parte de la AHEFT y accede a más beneficios

Login

Pruebas de que un problema emocional ocasionó una arritmia del corazón

Paul Cutright ayuda a "Sally" a aliviar una Arritmia de Corazón utilizando la intuición y la flexibilidad para destapar una aparente causa emocional.


De Paul Cutright

Me mandaron recientemente a un cliente que se quejaba de arritmia de corazón. A Sally (no es su nombre) se la habían diagnosticado hacía unos meses y los médicos querían ponerle un tratamiento, a lo que era reacia. Un amigo común le había dicho que quizás EFT le podría ser útil y que su arritmia podría tener un componente emocional.

Cuándo Sally vino a verme le pregunté si tenía arritmia en ese momento. Contestó, "Sí, está casi siempre presente en cierta medida".

Le pregunté, "¿Si sus síntomas tuvieran un componente emocional, ¿cuál sería?”

Sally entonces empezó a hablar de sentimientos de vergüenza y de culpa, especialmente en el trabajo - pero también de un sentimiento que estaba por lo general siempre presente. Intuí que lo mejor sería empezar con sus sentimientos de culpa en el trabajo, donde no tenía mucho que hacer, por lo que tenía que mantenerse ocupada por sí sola. Esto iba en contra de su integridad y se sentía mal por ello, especialmente porque había gente en otros departamentos que tenían una sobrecarga de trabajo. Además, no creía que lo que hacía en el trabajo era lo que se suponía que tenía que estar haciendo con su vida. Quería participar en algo que supusiera una contribución, y su trabajo no lo era.

Utilicé una frase preparatoria sencilla, algo así como, "Aunque me sienta avergonzada de mí misma en el trabajo mientras otros tienen una sobrecarga de trabajo, elijo perdonarme y saber que estoy haciendo lo mejor que puedo en este momento". Y otras frases preparatorias similares.

Después de unos minutos, todavía en la fase preparatoria, quiso saber si podíamos cambiar el enfoque de lo que había dicho. Pregunté qué tenía en mente y me dijo que le estaban surgiendo recuerdos y sentimientos vagos de vergüenza sobre posibles abusos sexuales sobre ella y su hermana, por parte de su padre, cuando tenían unos seis o de siete años. Reconoció que no tenía ni una sola prueba, solo ese sentimiento de vergüenza profunda, como si fuera su culpa el que hubiera sucedido- si es que sucedió - y quizá los sentimientos de vergüenza venían de ahí.

Yo le dije, "Por supuesto, probemos y veamos lo que sucede. Diga la parte introductoria de la frase preparatoria y yo le ayudaré a completarla". Le gustó la idea y el hecho de que pudiéramos cambiar de enfoque tan fácilmente.

Ahora, aquí es donde se pone realmente interesante.

Dijo, "Aunque piense que mi hermana y yo pudimos haber sido víctimas de abusos sexuales por parte de mi padre, elijo saber que si sucedió, la culpa no fue mía y tengo derecho a todos mis sentimientos acerca de ello".

Le gustó cómo se sentía con esa frase y a medida que seguía con la frase preparatoria, empezó a ponerse muy mal y a llorar. Era evidente que estaba haciendo tapping en heridas emocionales muy antiguas y profundas.

Entonces empezamos a añadir en su frase preparatoria que escogía perdonarse, lo que no podía decir. Las palabras simplemente no le salían de la boca. Así que sugerí que dijera que estaba dispuesta a perdonarse. Eso era un poco más fácil, aunque le llevó un rato poder decirlo.

Y entonces empezó a sentir mucho enfado, así que saqué una de nuestras herramientas más útiles, una "almohada para chillar" diseñada especialmente para que los clientes se la coloquen sobre la boca y chillen lo que necesiten decir en voz en grito. Así que se relajó y se permitió perder el control a medida que descargaba sentimientos muy poderosos y auténticos, sollozando y chillando, chillando y sollozando.

Y durante todo este episodio, le hice tapping en su punto karate.

Después de que la rabieta pasara, tenía una expresión de paz y su rostro estaba visiblemente relajado. Ahora era capaz de decir, "Elijo perdonarme, y elijo perdonar a mi padre".

Entonces terminamos la sesión con la secuencia del atajo y los nueve pasos. Le dije que se pusiera las manos sobre el corazón, con los ojos cerrados y que respirara la energía que ahora sentía fluir por su cuerpo.

Dijo que su arritmia había disminuido significativamente. Puesto que esto ocurría en mitad del día, le aconsejé que volviera a casa y se relajara, si podía, en vez de volver al trabajo. Le pareció una buena idea, pero luego recibí este correo electrónico suyo el día siguiente.

Mis arritmias desaparecieron casi completamente el fin de semana, y sigo haciendo tapping. ¡Increíble! La otra cosa que me olvidé decirle es que tenía un correo electrónico de mi padre cuando volví a la oficina el jueves (volví a casa al final). Me mandaba las mismas noticias de siempre en su estilo habitual que me suele sacar de quicio (observaciones sexistas, comentarios racistas, tono sarcástico y provocador, cotilleos y críticas sobre otros miembros de la familia, etc.). Pero lo leí todo sin ninguna carga o juicio emocional, y lo interpreté como su manera de tratar de conectar conmigo. Me reí al pensar de qué forma tan distinta me lo habría tomado tan solo 3 horas antes. EFT es realmente increíble, ¿verdad? Gracias otra vez por habérmelo dado a conocer.

Y esto el día siguiente:

También quiero añadir lo importante que fue para mí cambiar el tema que estábamos explorando cuando empezamos. Quizá les sería útil a los clientes saber antes de empezar que este "cambio a mitad de camino" es deseable si les parece importante. También, que está bien modificar/personalizar sus afirmaciones; No tienen que seguir al pie de la letra lo que usted dice. Si no hubiera leído parte de la información de EFT anteriormente, hubiera dudado mucho en hacer todo esto por mí misma.

Hablé con ella hace un par de días, las arritmias de Sally habían desaparecido completamente.

Paul Cutright

Traducido por EZ

InEnglish.gif